¿Cómo captar clientes por Internet para tu asesoría?

Share on email
Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Internet es el mejor aliado para tu asesoría
Internet es el mejor aliado para tu asesoría

Miras a Internet y ves la solución para compensar los efectos de una crisis de la que no se libra casi nadie y te has decidido poner en marcha una asesoría online.

Perfecto, ya tienes todo lo que necesitas para echar a andar:

  • Móvil
  • Ordenador
  • Internet
  • Programa contable
  • Y tu página web ya está colgada

Pero y ahora ¿dónde están los clientes?

En Internet, ¿los clientes caen del cielo?

Imagínate una cosa: En lugar de poner tu asesoría online, pones una como las de toda la vida, y la pones en un 6º piso en un barrio a las afueras, con un pequeño rótulo en la puerta y te sientas en tu despacho a esperar. ¿Cuántos clientes crees que van a llamar a tu puerta?

Pues en Internet ocurre lo mismo. Los clientes no caen del cielo, tienes que hacer algo para que vengan, y tener una web es imprescindible pero… hay 700 millones de páginas web activas. ¡¡700 millones de páginas web!!

No puedes sentarte a esperar. Tienes que hacer algo para que vengan a ti.

Primero, han de poder encontrarte fácil y rápido al teclear el nombre de tu empresa en cualquier buscador. Aunque lo más probable es que no lo conozcan así que hay que poner los medios para que si alguien entra en internet a buscar un servicio, consultar una duda o simplemente curiosear sobre un determinado interés, te encuentre.

Después, tu imagen y la disponibilidad para interactuar con el visitante serán factores clave en la consecución del objetivo final: llegar al cliente y cautivarlo.

Superar el vértigo en la red: ¿Cómo ser visible entre millones de webs?

La teoría es muy sencilla. Solo hay 3 formas de hacer visible tu empresa entre las millones de webs del mundo:

  • Pagar para que te encuentren
  • Pagar por anunciarte
  • Pagar para que hablen de ti.

A lo mejor te choca lo de pagar, pagar y pagar por esa percepción que tenemos de Internet de que todo es gratis. Pues no. Vas a tener que invertir, aunque puedes decidir cómo inviertes: Puedes pagar a Google por aparecer en las búsquedas o puedes emplear tu tiempo para generar contenido que atraiga clientes o puedes emplearlo en darte a conocer a través de las redes sociales (tu tiempo también es dinero).

Vamos a ver las 3 opciones que tienes para dejar de ser invisible:

1. Aparecer en las búsquedas orgánicas

El SEO (Search Engine Optimization) es el equivalente en Internet a poner una tienda a pie de calle en una zona céntrica y concurrida de una gran ciudad. Los clientes pasan por allí y te encuentran.

Y para que te encuentren, tu web debe estar optimizada para ser indexada por cualquier motor de búsqueda de la forma más natural y rápida posible. Es fundamental en la estrategia de marketing online de cualquier empresa.

El 80% de la actividad online comienza por una búsqueda y de lo que se trata es de generar tráfico hacia tu sitio web. Con el SEO, aparecer en las búsquedas no te costará nada. Funciona de manera orgánica y permite obtener una posición destacada en los buscadores.

Suena muy bien lo de no pagar por aparecer en las búsquedas, aunque al igual que el local de la zona concurrida, también tienes que invertir en él:

  1. Tienes que acondicionar el local: Debes crear una web con una url ‘amigable’, bien estructurada, evitando duplicidad de contenidos y con los metadatos y descriptores perfectamente definidos.
  2. Tienes que pagar el alquiler: Debes generar contenidos de interés, originales, actualizados y correctamente jerarquizados. Es fundamental introducir palabras clave que identifiquen nuestra actividad.

2. Anunciarte

El SEM (Search Engine Marketing) es pagar por poner anuncios en buscadores con las palabras consideradas clave para la página web.

En esta opción también tendrás que invertir, aunque tiene unos resultados más inmediatos que el SEO. El servicio nos lo ofrecen los propios buscadores y tú decides lo que quieres invertir.

Son campañas publicitarias mucho más efectivas que las offline y, si están bien diseñadas, permiten un retorno de la inversión (ROI) rápido, fácil y medible. Permitirán mejorar el conocimiento de tu web en combinación con una estrategia SEO.

Su utilidad y eficacia reside en que podemos dirigir la campaña a mercados o públicos específicos; aunque tienen el inconveniente de que si dejas de pagar, desapareces.

3. Conseguir que hablen de ti

Las redes sociales son el equivalente digital que te encuentren por el boca a boca.

Junto a los anteriores, tu tercera ‘obligación’ es complementar la presencia online con soporte en las redes sociales.

Twitter, Facebook, LinkedIn, Google +, Pinterest… A través de las redes sociales, los usuarios aprenderán a conocer y a relacionarse con tu marca y servicios. Hablarán de ella y contribuirán a incrementar el nivel de posicionamiento en la red.

Hay muchas, pero si hay una que recomendamos a las asesorías, esa es LinkedIn: Es la red social por excelencia destinada a los profesionales. Sus utilidades son casi infinitas. Simplifica la comunicación con los perfiles que más te interesan. Es un sencillo ejercicio de networking.

Vale, pero ¿y por dónde empiezo?

Estas son tan sólo algunas pinceladas sobre las maneras de mejorar tu presencia en internet y aprovechar todas y cada una de sus ventajas. Pero hay mucho más y te lo contamos en las siguientes entregas.

Si no puedes esperar y quieres empezar ya, el primer paso (reto más bien) es encontrar un dominio libre, fácil de recordar y que contenga palabras clave que te de puntos en el SEO.

– Nota: Un dominio es el nombre de tu web, es decir lo que va detrás de «www.» incluyendo el .com, .es…

Por ejemplo, si tienes claro que lo tuyo es una asesoría online, el dominio ideal podría ser asesoria-online.com o .es; pero igual no eres el primero al que se le ha ocurrido.

Por cierto, para saber si un dominio está libre, la forma más rápida es ir a la web de un hoster (por ejemplo, Arsys), escribir los nombres que se te vayan ocurriendo y rezar por tener un punto de inspiración sublime… Suerte.

Lista de entradas

Aquí encontrarás un índice con todas las entradas de esta serie.

Si no quieres perderte nada, suscríbete al feed de RSS o a nuestra newsletter en la barra de la derecha.

Foto: http://www.freedigitalphotos.net

Share on email
Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Archivos